lunes, 31 de diciembre de 2012

Happy new year - Julio Cortazar


Mira, no pido mucho,
solamente tu mano, tenerla
como un sapito que duerme así contento.
Necesito esa puerta que me dabas
para entrar a tu mundo, ese trocito
de azúcar verde, de redondo alegre.
¿No me prestás tu mano en esta noche
de fìn de año de lechuzas roncas?
No puedes, por razones técnicas.
Entonces la tramo en el aire, urdiendo cada dedo,
el durazno sedoso de la palma
y el dorso, ese país de azules árboles.
Asì la tomo y la sostengo,
como si de ello dependiera
muchísimo del mundo,
la sucesión de las cuatro estaciones,
el canto de los gallos, el amor de los hombres.

Julio Cortazar

domingo, 30 de diciembre de 2012

Benedetti


Pariah



Un corazón roto se abre al alba.
Romperse también es abrirse,
y yo estoy rota, estoy abierta.
Rota ante la nueva luz sin penetrarla.
Abierta a sus posibilidades que se abren paso,.
Veo brillar el amor a través de mis grietas.
Veo la luz que brilla a través de mi.
Estoy rota y abierta.
Veo la luz del amor brillar a través de mi,
de mis grietas, mis aberturas.
Mi espíritu emprende un viaje.
Mi espíritu alza el vuelo
si no, no podría levantarse.
No estoy huyendo, estoy escogiendo.
No se puede huir desde una profunda grieta.
Romperse es liberarse.
No estoy rota...soy libre.

De la película "Pariah"




Joaquín Sabina













Joaquin Sabina - Y sin embargo





JOAQUÍN SABINA - CALLE MELANCOLÍA (Malas Compañías)









THE BEATLES - ALL MY LOVING ( CLOSE YOUR EYES )

The Beatles - Eleanor Rigby 1080p (Remastered In HD by Veso™)



the beatles-the end (subtitulada en español)



Benedetti


Galeano


El amor en los tiempos del cólera


El amor en los tiempos del cólera


Feliz año 2013


viernes, 28 de diciembre de 2012

Kylie Minogue - Flower

Birdy - Shelter [Official Music Video]

Lo que es arriba, es abajo, siempre


Lo que es arriba es abajo...Ley Universal.

Por eso todo lo que emerge es un fiel reflejo de lo que hay dentro, en todos los niveles. Los gobernantes son solo un reflejo materializado de la energía colectiva preponderante: Lo que es arriba es abajo, lo (etiquetado desde la dualidad como...) bueno o malo. Todo.

Por ello es importante entender que tenemos los gobernantes que somos como sociedades y el primer paso hacia el cambio es la transformación y revolución interna.

Cuando cada uno cambie y vibre alto y seamos más y más, la masa colectiva vibrará más alto y emergerán a la superficie los cambios externos...

LO QUE ES ARRIBA ES ABAJO. SIEMPRE!
 

Lo que sea...


Borges

No no existe, solo se supera 

Y llovieron flores - Osho



Subhuti era uno de los discípulos de Buda.
Él pudo comprender la potencia del
vacío el punto de vista de que nada existe
excepto en su relación de subjetividad
y objetividad.
Un día, cuando Subhuti estaba sentado bajo un
árbol en un estado de sublime vacío, empezaron
a caer flores a su alrededor.
"Te alabamos por tu discurso sobre el vacío",
le susurraron los dioses.
"Pero yo no he hablado del vacío", dijo Subhuti.
"No has hablado del vacío, no hemos oído el vacío",
respondieron los dioses. "Esto es verdadero vacío".
Y cayeron flores sobre Subhuti como lluvia.

Sí, sucede. No es una metáfora, es un hecho así que no te tomes esta historia metafóricamente. Es lite¬ralmente verdad. Porque la totalidad de la existencia se siente feliz, dichosa, extática, incluso cuando es una sola alma quien alcanza lo supremo.
Somos parte de la Totalidad (Dios) y la Totalidad no es indiferente a nosotros, no puede serlo. ¿Cómo va a ser una madre indiferente a su hijo? Es imposible. Cuando el niño crece, la madre también crece con él. Cuando el niño es feliz la madre también es feliz con él. Cuando el niño danza, algo danza también en la ma¬dre. Cuando el niño está enfermo, la madre está enfer¬ma. Cuando el niño es desdichado, la madre es desdi¬chada. Porque no son dos; son uno. Sus corazones laten a un mismo ritmo.
La Totalidad es tu madre. La Totalidad no es in¬diferente a ti. Permite que esta verdad penetre en tu corazón tan profundamente como sea posible, porque incluso esta consciencia de que la Totalidad se siente feliz contigo, te cambiará. Entonces ya no estás aliena¬do, ya no eres un extranjero aquí. Ya no eres un vaga¬bundo, sin hogar, porque todo es un hogar. Y la Tota¬lidad es tu madre, te cuida, te ama. Así que es natural que cuando alguien se convierte en un Buda, y alcanza la cima suprema, toda la existencia danza, toda la existencia canta, toda la existencia lo celebra. Es lite¬ralmente verdad. No es una metáfora, recuerda, de otra forma errarás toda la cuestión.
Llueven flores, y continúan lloviendo nunca se detienen. Las flores que llovieron para Subhuti aún siguen lloviendo.
Tú no las puedes ver, no porque no estén cayen¬do, sino porque no eres capaz de verlas. La existencia continúa la celebración infinitamen¬te, por todos los Budas que han sido, por todos los Bu¬das que están siendo, y por todos los Budas que serán, porque para la Existencia no hay pasado, presente y futuro. Es una continuidad. Es eternidad. Sólo existe el ahora, el ahora infinito.
Aún llueven, pero no puedes verlas.
A no ser que caigan sobre ti, no puedes verlas; y cuando las veas cayendo para ti, verás que han estado lloviendo para todos los Budas, para todas las almas iluminadas.
La primera verdad es que a la Existencia le im¬porta lo que te sucede. La existencia está orando con¬tinuamente para que te suceda lo Supremo. De hecho, tú no eres otra cosa que una mano extendida por la Totalidad para alcanzar lo supremo. No eres otra cosa que una ola que viene de la Totalidad para tocar la lu¬na. No eres otra cosa que una flor abriéndose, para que la Totalidad se llene de fragancia a través tuyo.
Si puedes abandonarte a ti mismo, esas flores pue¬den llover esta misma mañana, en este mismo momen¬to. Los Dioses siempre están dispuestos. Sus manos siempre están llenas de flores. Simplemente observan y esperan. Cuando alguien se vuelve un Subhuti vacío; cuando alguien está ausente, de pronto empiezan a caer flores.
Del libro "y llovieron flores" de OSHO...

“LOS MOVIMIENTOS DEL ALMA SON LOS LATIDOS DEL ESPÍRITU”




Podemos pensar en la consciencia como aquello que absorbe al universo y está en constante movimiento “sin el movimiento la vida no existe" tomando infinitas formas, colores, olores, sabores, sonidos, más de las que nuestra mente es capaz de imaginar y de las que nuestros sentidos pueden observar en sus diversas manifestaciones?
La consciencia tiene pulsaciones como las que tiene el latir de nuestro corazón, define tres estadios de este pulsar:
Expansión: en busca del contacto, es ir hacia afuera en busca de.
Contracción: recolectando y retrayendo la experiencia hacia adentro.
Extasis: (estado de unión del alma con Dios, caracterizado por la suspensión temporal de las funciones corporales) es la asimilación de la expansión y la contracción, así como su transición.
Como seres humanos somos capaces de percibir aunque sea de forma burda estos movimientos, no somos seres estáticos y sí prestamos atención a nosotros mismos, empezaremos a observar que habitan en nuestro interior. Por lo tanto, somos seres capaces de tomar consciencia de nosotros mismos y de auto percibirnos desde una forma obvia como sentir el calor o el frio o bien de formas más sofisticadas en las que percibimos nuestros patrones emocionales, así como la interacción que estos tienen con su entorno. Es decir hay niveles de la conciencia humana.
Cuando estos movimientos están en armonía, cada estadio se nutre del otro e interactúan en una perfecta triada; sin embargo somos seres humanos y por lo tanto imperfectos, en mayor o menor medida la pulsación de nuestra consciencia esta distorsionada. Nuestros pensamientos crean energía y esta a su vez los guía en una cierta dirección pudiendo dar una distorsión a la conciencia, es decir deformamos nuestra existencia y creamos caos a nuestro alrededor; aquí es donde la mente pervierte la experiencia. “La consciencia determina la medida y dirección del movimiento y lo regula de acuerdo a la realidad. Cuando hay una menor conciencia el movimiento puede volverse extremo o caer en la apatía y el estancamiento, ambos forman parte de la distorsión y perversión de la consciencia. El propósito de conocer estos estadios y observarlos en nosotros mismos como generadores de la consciencia es darle una mayor armonía y riqueza a nuestras experiencias como seres humanos que estamos en un proceso de transición a estados más avanzados de consciencia. Uno de los errores que cometemos es percibir la energía y la conciencia como entidades separadas, la energía sigue a la conciencia independientemente del grado de distorsión de la misma, es importante recalcar esto para poder comprendernos en cómo bloqueamos nuestra plenitud al no entender que la consciencia pulsa en el universo y a través de nosotros. Sin embargo, solo la vamos a experimentar como catalizadora de nuestro crecimiento cuando la vivimos en la experiencia personal y fenomenológica del aquí y el ahora. Si realmente nos detenemos un momento y permitimos al momento presente ser, sin importar lo que este sea vamos a experimentar un expansión de nuestra consciencia y a poder comprender su origen en nosotros y el universo; por ello es fundamental permitirnos la experiencia de los tres estadios del pulsar de la consciencia. Entre más avanzada es una persona mayor placer y menor sufrimiento. Es decir hay una mayor percepción de la realidad, es más atinada y realista; hay un flujo de movimiento que no está bloqueado por el miedo, las inhibiciones, es decir, no está paralizado. La experiencia de éxtasis resulta de la armonía y de la combinación correcta del movimiento, consciencia y experiencia. Por ejemplo, si observas tu respiración con detenimiento posiblemente encuentres como estos movimientos están alterados en algún punto. Y por lo tanto dejan de nutrir la experiencia presente y la percepción de ella se empobrece. Si yo dejo de respirar simplemente dejo de existir; al distorsionar o bloquear el flujo de nuestra respiración mermamos y “matamos” en alguna media nuestra experiencia de estar vivos, así como la consciencia de nuestra existencia. Por eso en la medida que observamos el pulsar de la consciencia podemos comprender aun más su origen; creo que entender el origen de la conciencia es algo vivencial. “Cuando estos principios se combinan armónicamente el cambio entre ellos está al servicio del crecimiento así como de completar, perfeccionar y crear una existencia más placentera. El crecimiento y el placer son uno; uno no puede existir sin el otro.


Eva Pierrakos, 1967

El Misterio de la Mariposa - Herman Hesse



Entre las mariposas hay cierta especie nocturna en la que las hembras son menos numerosas que los machos… Si capturas una hembra de esta especie -y esto ha sido comprobado por los científicos- los machos acuden por la noche, haciendo un recorrido de varias horas de vuelo. Varias horas, ¡imagínate! Desde muchos kilómetros de distancia los machos notan la presencia de la única hembra de todo el contorno. Se ha intentado explicar el fenómeno, pero es imposible. Debe tratarse de un sentido del olfato o algo parecido, como en los buenos perros de caza, que saben encontrar y seguir un rastro casi imperceptible. Ya ves, la naturaleza está llena de estas cosas, y nadie puede explicarlas. Y yo digo entonces: si entre estas mariposas las hembras fueran tan numerosas como los machos, éstos no tendrían el olfato tan fino. Lo tienen únicamente porque lo han entrenado. Si un animal o un ser humano concentra toda su atención y su voluntad en una cosa determinada, la consigue. Ese es todo el misterio… Pero si una de esas mariposas, por ejemplo, quisiera concentrar su voluntad sobre una estrella, o algo por el estilo, no podría hacerlo. Así, ni lo intenta siquiera. Elige como objetivo sólo lo que tiene sentido y valor para ella, algo que necesita, algo que le es imprescindible. Por eso logra lo increíble; desarrolla un fantástico sexto sentido, que ningún animal excepto ella posee. Nosotros tenemos un radio de acción más amplio y más intereses que un animal. Pero también estamos limitados a un círculo relativamente estrecho y no podemos salir de él. Yo puedo fantasear sobre esto o aquello, imaginarme algo -por ejemplo, que me es indispensable ir al Polo Norte, o algo por el estilo- pero sólo puedo llevarlo a cabo y desearlo con suficiente fuerza si el deseo está completamente enraizado en mí, si todo mi ser está penetrado de él. En el momento en que esto sucede e intentas algo que se te impone desde dentro, la cosa marcha; entonces puedes enganchar tu voluntad al carro, como si fuera un buen caballo de tiro.
 Hermann Hesse


 El escritor alemán Hermann Hesse, premio Nobel de literatura, fue autor de algunos de los mejores libros relacionados con el camino espiritual que es nuestro destino recorrer. Describe este tipo de evolución con mucha precisión en tres novelas extraordinarias, “Demian”, “Siddhartha” y “El lobo estepario”, que pueden encontrarse fácilmente en Internet. Seguramente las dificultades que atraviesan los protagonistas de estas historias, sus reflexiones y la evolución que experimentan, son el reflejo de las propias vivencias personales de Hesse. Las citas en este artículo pertenecen a “Demian”, obra publicada en 1919.

Un sueño - Jorge Luis Borges



Un Sueño
En un desierto lugar del Irán hay una no muy alta torre de piedra, sin puerta ni ventana. En la única habitación (cuyo piso es de tierra y que tiene la forma de círculo) hay una mesa de maderas y un banco. En esa celda circular, un hombre que se parece a mi escribe en caracteres que no comprendo un largo poema sobre un hombre que en otra celda circular escribe un poema sobre un hombre que en otra celda circular…El proceso no tiene fin y nadie podrá leer lo que los prisioneros escriben
 Jorge Luis Borges, La Cifra

El cuento del gallo capón - Cien años de Soledad - Gabriel García Márquez



EL CUENTO DEL GALLO CAPÓN
 Los que querían dormir, no por cansancio sino por nostalgia de los sueños, recurrieron a toda clase de métodos agotadores. Se reunían a conversar sin tregua, a repetirse durante horas y horas los mismos chistes, a complicar hasta los límites de la exasperación el cuento del gallo capón, que era un juego infinito en que el narrador preguntaba si querían que les contara el cuento del gallo capón, y cuando contestaban que sí, el narrador decía que no había pedido que dijeran que sí, sino que si querían que les contara el cuento del gallo capón, y cuando contestaban que no, el narrador decía que no les había pedido que dijeran que no, sino que si querían que les contara el cuento del gallo capón, y cuando se quedaban callados el narrador decía que no les había pedido que se quedaran callados, sino que si querían que les contara el cuento del gallo capón, y nadie podía irse, porque el narrador decía que no les había pedido que se fueran, sino que si querían que les contara el cuento del gallo capón, y así sucesivamente, en un círculo vicioso que se prolongaba por noches enteras

Un diálogo entre Alicia y el sombrerero loco




Un diálogo entre Alicia y el sombrerero loco:

- Creo que ustedes podrían encontrar mejor manera de matar el tiempo -dijo Alicia- que ir proponiendo adivinanzas sin solución.
- Si conocieras al Tiempo tan bien como lo conozco yo -dijo el Sombrerero-, no hablarías de matarlo. ¡El Tiempo es todo un personaje!
- No sé lo que usted quiere decir -protestó Alicia.
- ¡Claro que no lo sabes! -dijo el Sombrerero, arrugando la nariz en un gesto de desprecio-. ¡Estoy seguro de que ni siquiera has hablado nunca con el Tiempo!
- Creo que no -respondió Alicia con cautela-. Pero en la clase de música tengo que marcar el tiempo con palmadas.
- ¡Ah, eso lo explica todo! -dijo el Sombrerero-. El Tiempo no tolera que le den palmadas. En cambio, si estuvieras en buenas relaciones con él, haría todo lo que tú quisieras con el reloj. Por ejemplo, supón que son las nueve de la mañana, justo la hora de empezar las clases, pues no tendrías más que susurrarle al Tiempo tu deseo y el Tiempo en un abrir y cerrar de ojos haría girar las agujas de tu reloj. ¡La una y media! ¡Hora de comer!
Lewis Carroll


Si quieres felicidad, dale felicidad a otros; si quieres amor, aprende a amar a los demás; si quieres atención y aprecio, aprende a dar atención y aprecio; si quieres abundancia material, ayuda a otros a tener abundancia. De hecho, la manera más fácil de obtener lo que quieres es ayudando a otros a obtener lo que quieren. Este principio opera para individuo, corporaciones, sociedades y naciones. Si quieres ser bendecido con todas las cosas buenas en la vida, aprende a bendecir silenciosamente a todos con las cosas buenas en la vida. Hasta pensar en dar, pensar en bendecir, o una simple oración tiene el poder de influir a los demás. El pensamiento tiene el poder de transformación. Cuando aprendes a dar aquello que buscas, activas y montas la coreografía de la danza con movimientos exquisitos, energéticos y vitales que constituyen el eterno palpitar de la vida. La mejor manera de poner en operación la Ley del Dar y poner todo el proceso en circulación es tomar la decisión de que en cualquier momento que entres en contacto con otra persona le darás algo. No tiene que ser algo material; puede ser una flor, un cumplido o una oración, de hecho, las formas más poderosas de dar no son materiales. Los regalos de cuidados, atención, afecto, aprecio y amor son algunos de los regalos más preciosos que puedes dar, y no cuestan nada. Cuando conoces a alguien, puedes silenciosamente enviarle una bendición, deseándole felicidad, alegría y dicha. Esta manera de dar silenciosamente es muy poderosa. Podrías decir “¿Cómo puedo darles a otros en este momento cuando no tengo suficiente para mi”? Puedes llevar una flor. Puedes llevar una tarjeta que diga algo sobre los sentimientos que tienes por esa persona a la que estás visitando. Puedes llevarle un cumplido. Puedes llevarle una oración. Toma la decisión de dar a dondequiera que vayas, a quien sea que visites o veas. Siempre y cuando estés dando, estarás recibiendo. Entre más das, adquirirás más confianza en los efectos milagrosos de esta ley. Al recibir más, tu habilidad de dar más también aumentará. Deepak Chopra
"El dí­a en que sea posible que la mujer ame, no con su debilidad sino con su fuerza, no para escapar de si misma sino para encontrarse, no para rebajarse sino para reafirmarse; aquel dí­a el amor llegará a ser para ella, como para el hombre, una fuente de vida y no de peligro mortal". 

Simone de Beauvoir



No hay ni pasado ni futuro. Sólo el presente. Ayer era el presente cuando lo experimentaste. El mañana volverá a ser presente cuando lo experimentes. Por lo tanto, la experiencia sólo tiene lugar en el presente, y, más allá y aparte de la experiencia, nada existe. Incluso el presente es pura imaginación porque el sentido del tiempo es puramente mental. Han surgido tantas religiones debido a que la gente desea cosas misteriosas y elaboradas. Sólo los suficientemente maduros pueden comprender el asunto en su desnuda simplicidad. Debido a que las personas aman el misterio y no la verdad, las religiones se encargan de alimentarlas para finalmente conducirlas hasta las proximidades del Ser. Sean cuales sean los medios adoptados, al final deberás retornar al Ser. ¿Por qué entonces no moras en el Ser aquí y ahora?
Ramana Maharshi



El bien supremo es como el agua.
El agua es buena, pues beneficia a las diez mil cosas
y, sin embargo, no compite con ellas.
Mora en lugares que la masa humana detesta,
Y por lo tanto está próxima al Camino.
Lo idóneo para vivir es la tierra;
Lo idóneo para la mente es la hondura;
Lo idóneo para dar es ser como el Cielo;
Lo idóneo para hablar es la sinceridad;
Lo idóneo para gobernar es el orden;
Lo idóneo para resolver asuntos es la habilidad;
Lo idóneo para la actividad es hacer las cosas a tiempo.
Sólo quien no compite no cae en falta.
Lao-Tse



Si quieres ser libre,
conócete como el Ser,
el testigo de todo,
el corazón de la atención.
Deja a un lado tu cuerpo.
Establécete en tu propia vivencia.
Serás, de una vez, feliz.
Sereno para siempre.
Libre para siempre.
Sin forma y libre,
más allá del alcance de los sentidos,
el testigo de todas las cosas.
!Sé feliz pues!
Bien o mal,
alegría y tristeza,
eso pertenece sólo a la mente,
no a ti.
Tú eres en todas partes,
eternamente libre.
Ashtavakra Gita
En nuestra vida va a haber una pausa pues antes de que pueda emerger la mariposa tiene lugar una desintegración completa de casi toda la oruga, excepto de su cerebro y su espíritu. El cerebro se transforma cuando piensa solamente como si fuera la mariposa, porque ese es el sueño. El sueño es la nueva red neuronal. De este modo todo lo viejo en lo que se tenía que pensar antes ya no se piensa, y entonces se disuelve. No se os está poniendo a prueba; estáis en un estado de desintegración. Es como si el subconsciente para poder instaurar las nuevas creencias primero tiene que desintegrar las viejas. El único modo en que conseguiremos la gloria será soñándola sin ninguna conexión con la vieja realidad.

Ramtha


El concepto de HON NIN MYO, A partir de ahora, es muy fuerte, cambia la mirada habitual que tenemos respecto de la "carga" que representan nuestras acciones, esa culpa, ese karma pesado que debemos arrastrar.
Hon nin myo nos orienta a focalizar el ahora como el momento mas importante, cada instante podemos transformar lo que necesite transformación.
Entonces el concepto culpa se transforma en responsabilidad de transformación, el karma, de ser una herencia pasa a ser un desafío, un río al que podemos aportar nuevas aguas y entonces mutará lo inmutable, variará su relación con nosotros, y ahí está lo positivo, de ahora en adelante está nuestra oportunidad.
En estas fechas donde celebramos nacimientos, Hon nin myo nos propone un nacimiento, el nacimiento permanente de manifestar nuestro brillo fundamental.