miércoles, 22 de noviembre de 2017

Como Hice - Muchacha Ojos De Papel (HQ 2010)


Muchacha ojos de papel, adonde vas? 
quedate hasta el alba. 
Muchacha pequeños pies, no corras mas, 
quedate hasta el alba. 
Sueña un sueño despacito, entre mi manos, 
hasta que por la ventana suba el sol. 
Michacha piel de rayon, no corras mas, 
tu tiempo es hoy... 
Y no hables mas, muchacha corazon de tiza, 
cuando todo duerma te robare un color. (bis) 
Muchacha voz de gorrion, adonde vas? 
quedate hasta el dia. 
Muchacha pechos de miel, no corras mas, 
quedate hasta el dia. 
Duerme un poco y yo, entre tanto, construire 
un castillo con tu vientre, 
hasta que el sol, muchacha, te haga reir, 
hasta llorar, hasta lorar. 
Y no hables mas, muchacha corazon de tiza, 
cuando todo duerma te robare un color. (bis). 


«Muchacha (Ojos de papel)» es un sencillo creado por Luis Alberto Spinetta e interpretado por la banda argentina Almendra. Es una de las canciones más destacadas e influyentes del pop/rock argentino. Fue estrenada en vivo el domingo 22 de junio de 1969 en un recital en el Teatro Coliseo de Buenos Aires​ y editada el 5 de enero de 1970,​ al ser lanzada como primer tema del álbum Almendra I.
El tema forma parte, al estar dentro de Almendra I, del ranking de la revista Rolling Stone de los 100 mejores álbumes del rock argentino.​ El tema también es conocido simplemente como Muchacha.​ Ha sido considerada por la revista Rolling Stone y la cadena MTV y por la página Rock.com.ar como la segunda canción más influyente del rock argentino en ambas listas, y la 28ª del rock hispanoamericano.
La letra del tema es un extraordinario poema de amor erótico de gran delicadeza, que describe los sentimientos profundos de un adolescente, pidiéndole a su «muchacha» que se quede con él en la cama hasta el amanecer. La canción está inspirada por el primer amor correspondido de Spinetta, Cristina Bustamante, una vecina de Emilio del Guercio, y seguramente se refiere a la primera relación sexual de ambos.​ El fin de esa relación amorosa también fue reflejado por Spinetta, en el tema «Blues de Cris» (Pescado Rabioso, 1972), cuya letra remite a «Muchacha» cuando dice que «atado a mi destino, sus ojos al final olvidaré».​
La letra de Muchacha y su novedoso estilo poético, reflejaba con precisión los sentimientos de toda una generación de jóvenes argentinos inmersos por entonces en la revolución sexual y en la necesidad de expresar sus emociones amorosas manteniendo relaciones sexuales con sus novias y novios, algo inconcebible para la generación de sus padres, para quienes las jóvenes debían llegar vírgenes al matrimonio bajo pena de destruir su honestidad para siempre, mientras que los jóvenes debían «satisfacer su hombría» con prostitutas o chicas «sin valores».​
El filósofo Alejandro Rozitchner (1960-) en un análisis detallado de la letra​ define la canción como una «bestia de la emoción» y destaca la invitación de Spinetta a su novia a soñar «un sueño despacito entre mis manos», recordando que cuando escuchó esa parte siendo adolescente, tuvo ganas de llorar de emoción:
¿Se puede soñar despacio? Es un despacio que alude a lentitud pero también a suavidad. ¿Se puede soñar entre las manos de otro? En un nivel de entrega total, en la confianza y la intimidad amorosa.
El momento culminante de la canción es cuando le dice «muchacha pechos de miel, no corras más, quedate hasta el día»; cuando Spinetta pasa de los «ojos de papel» a los «pechos de miel» de su novia. Es la única referencia erótica directa y señala con extrema delicadeza la concreción del acto sexual. En un reportaje que se le realizara el día de la muerte de Spinetta, Cristina Bustamante declaró que la letra original decía "senos de miel" y que fue ella la que influyó para que el líder de Almendra cambiara la letra por su redacción definitiva:
En realidad yo hice un solo cambio; en el original Luis había puesto senos de miel, y yo le dije que eso parecía un catálogo de corpiños... Estuvimos de acuerdo en que «pechos» quedaba mejor.
Finalmente Rozitchner, al reflexionar sobre el último verso, que dice «cuando todo duerma te robaré un color», la considera expresión de una nueva moral amorosa:
No le dice barbaridades sexuales, le roba un color, con la idea de que las emociones fuertes del acto sexual son colores del alma antes que contracciones del cuerpo. Es como si dijera, esta moral amorosa que la letra de este tema expresa: el camino para llegar al amor es ser capaz de delicadeza.

Desintegración abstracta de la defoliación», un artículo de Spinetta

El 7 de septiembre de 1987, el suplemento «Sí» del diario Clarín publicó, completamente recortado y transformado, un artículo de Luis Alberto Spinetta titulado «“Muchacha ojos de papel”: desintegración abstracta de la defoliación» en el que el músico analiza la letra de "Muchacha" desde un punto de vista psicológico, y desde una actitud que el propio Spinetta definió como "una autopsia". Sin embargo, la violenta alteración del texto realizada por un editor anónimo del periódico provocó el enojo de Spinetta.​ Casi dos décadas después, en 2006, la revista La Mano publicó el texto completo.​
En su artículo, Spinetta analiza la letra a partir de su título, y de la oposición de los dos simbolismos que integran el título: la "muchacha", como denominación abarcativa de alguien sin nombre y los "ojos de papel", como característica única y anómala de unos ojos que no ven.
Spinetta se pregunta a sí mismo:
«¿Adónde vas?, quédate hasta el alba». ¿Adónde puede ir una niña con los ojos de papel?
Y concluye que la muchacha, sin poder ver ni orientarse, encuentra en su amante al guía, único que puede ver el amanecer, y que es quien imparte la orden. Spinetta relaciona el blindaje que implica tener los ojos de papel, con «la carencia de orgasmo en la mujer argentina, sobre todo la de los años sesenta. [...] La blindación espera orgasmos».
El artista se detiene luego en los significados presentes en el verso que dice «sueña un sueño despacito entre mis manos», destacando la presencia del mundo onírico de la muchacha, contenido entre las manos del relator, en una actitud de «sutil sumisión», capaz de ir más allá de unos ojos que no ven, para instalarse en la palpación. La letra, dice Spinetta, juega entonces con lo que la muchacha ve en sus sueños y su falso despertar, en la que retorna a su anomalía de unos ojos de papel incapaces de ver.
El artículo repasa también otras expresiones claves de la letra, como «no corras más», «corazón de tiza», «piel de rayón», etc. Sobre el momento en que la canción se refiere a los «pechos de miel», Spinetta destaca que se trata de la acción desarrollada a partir del triunfo del deseo, y al mismo tiempo el fin de la dominación, para el compañero de la muchacha, quien se vuelve su salvador y sus ojos.
Spinetta ve en la acción una defoliación de la muchacha, en la que su compañero la despoja de los sentidos, toma el poder y luego abdica del mismo. Al referirse a la creación de «un castillo con tu vientre», el músico subraya el obvio sentido sexual e incluso procreador de la figura.
El artículo termina con una frase que señala las tensiones sexuales presentes en la canción: «Nada más atroz que la inlatencia de la tiza para un corazón al que el orgasmo curaría».

La canción está interpretada solo con una guitarra acústica, la primera voz aguda de Spinetta y los coros del grupo. Comienza con un bello punteo descendente que se volvió muy popular y estableció un estilo, que luego sería llamado «spineteano», que apostaba a cierta complejidad musical, aún a costa de volverla menos pegadiza.

En enero de 1970, simultáneamente con la salida a la venta del álbum, una revista de mínimo tiraje, Alquitrán, le pidió a Spinetta una nota sobre el álbum que consistiera en dibujos de cada tema con un breve comentario al pie. Durante varias décadas no hubo conocimiento de esos dibujos, hasta que en 2005 un investigador halló un ejemplar de la revista.​ En ese artículo, titulado "No solo del canto vive la Almendra", Spinetta ilustró la canción con un dibujo de significación incierta, en la que varias figuras alargadas se superponen unas sobre otras curvándose progresivamente hacia la derecha y de cuyo centro brotan mariposas. Debajo del dibujo hay un texto que dice:
Lo más simple, lo menos gastado, lo tan importante. Doble coro en play-back y mucho amor.
Luis Alberto Spinetta (revista Alquitrán, enero 1970)
 La canción fue un éxito inmediato. Estrenada el 22 de junio de 1969, seis meses antes del lanzamiento del álbum Almendra I (5 de enero de 1970), en un recital en el Teatro Coliseo de Buenos Aires (recitales Beat Baires organizados por el sello Mandioca), atrapó a la juventud, que la convirtió desde un inicio en un símbolo de esa época. El propio Spinetta recuerda ese momento así:
Yo lloraba arriba del escenario, porque sentí que toda la gente se conmocionaba con eso. Al instante. Después vino el éxito. Sentí que la canción traspasaba la gente.
 Muchacha ha sido considerada como la segunda mejor canción del rock argentino, tanto en el ranking de la revista Rolling Stone Argentina como del reconocido sitio www.rock.com.ar (Las 100 de los 40).
Litto Nebbia, uno de los padres del rock nacional, sostuvo que «Muchacha ojos de papeles una de las canciones más maravillosas que he escuchado en toda mi vida».​ Ha sido interpretada ―además de Spinetta y sus diversas formaciones musicales―, por Fito Páez, Alejandro Lerner, Cacho Castaña, Sergio Denis, Gonzalo Yáñez, entre otros.
El éxito de la canción entre los jóvenes se extendió a otros países como el vecino Uruguay,​ y países latinoamericanos como Bolivia, Perú, Paraguay y Chile. El escritor boliviano Estido escribió un cuento titulado La muralla, que tiene a Muchacha (ojos de papel) como eje temático de la historia de un cantante que, con los años, se traiciona a sí mismo y que comienza de este modo:
No recordaba cuándo fue la última vez que la había escuchado; de todas formas, y aunque la radio del taxi no tenía una fidelidad adecuada, oír nuevamente “Muchacha ojos de papel” rescató del olvido un período de su vida. Tenía unos quince años, pocos más o menos, cuando la voz de Spinetta y las disonancias de su guitarra le abrieron, en la mente y el corazón, un horizonte nuevo.​
  • El álbum Almendra I contenía una serie de tres jeroglíficos (lágrima, ojo, flecha) para identificar el contenido de las canciones, relacionadas a su vez con diversos aspectos del famoso "hombre de la tapa" del álbum. A Muchacha le correspondió una lágrima, que según decían las instrucciones, significaba que era uno de los "temas que están en el brillo de la lágrima de mil años que llora el hombre de la tapa".​
  • En el recital de Spinetta y las Bandas Eternas (Estadio de Vélez, 4 de diciembre de 2009), Luis reconoció haberse inspirado a un nivel inconsciente en el tema "Mariposas de madera" de Miguel Abuelo, para componer "Muchacha". En sus propias palabras: «Yo creo sencillamente que existe Muchacha porque existe Mariposas de madera. Inconscientemente me lo afané...: «ojos de papel, mariposas de madera... Les juro que no fue adrede, pero reconozco que algo de eso hay».
  • Luis Alberto Spinetta escribió otras canciones relacionadas con Cristina Bustamante, su primera novia:
    • «Para ir» (Almendra, Almendra II, 1970), donde escribe: «Quiero que sepan hoy qué color es el que robé cuando dormías»,​ en referencia al cierre de Muchacha («cuando todo duerma te robaré un color»).
    • «Blues de Cris» (Pescado Rabioso, Desatormentándonos, 1972), sobre el fin de la relación y donde escribe, entre otras cosas que «atado a mi destino, sus ojos al final olvidaré».
    • «Credulidad» (Pescado Rabioso, Pescado 2, 1973), sobre lo difícil que es recuperar la sonrisa cuando se está "amortajado" por "las uvas viejas de un amor".
    • Los temas "Descalza camina" y "Ni cuenta te das" (Spinettalandia, 1971), "Despiértate nena" (Pescado 2, 1973), "Lo que nos ocupa es esa abuela, la conciencia que regula el mundo" (Invisible, 1977) y "Canción de Bajo Belgrano" (Bajo Belgrano, 1983), así como la contratapa de este último álbum, poseen referencias a Cristina Bustamante y el tema "Muchacha..."
  • Cristina Bustamante era la hija del encargado del edificio en el que vivía Emilio del Guercio, en la calle Montañeses y Echeverría del barrio de Belgrano, en la ciudad de Buenos Aires. Los testigos de la época dicen que era bellísima y que siempre era invitada a las fiestas organizadas por los integrantes de Almendra, que también eran compañeros de colegio, el Instituto San Román de Belgrano. También fue una de las actrices-hippies que integró el elenco argentino del musical Hair en 1971.​ En 1978, durante la dictadura militar, dejó el país y ser radicó en Venezuela, donde vivió siete años. Luego se trasladó a Boston, donde vivió hasta que en 2005 se instaló en Los Ángeles, desempeñándose como profesora de español.​
    • Cristina Bustamante escribió la letra de la canción Chocolate,​ que nunca fue editado por Almendra, pero del que queda un registro de su interpretación en el histórico recital realizado en el teatro El Globo el 7 de abril de 1969  (aquí puede consultarse la letra)


Foto de Spinetta abrazado con Cristina Bustamante, la «muchacha», durante un recital de Almendra, en 1970. Permanecieron juntos desde 1969 hasta 1972. Spinetta le escribiría también las canciones "Para ir", incluida en Almendra II y "Blues de Cris", incluida en el álbum Desatormentándonos de Pescado Rabioso.

Fotografía de Luis Alberto Spinetta (1950-2012) en 1972 aproximadamente. Fotografía en la revista Expreso Imaginario de noviembre de 1976.

martes, 21 de noviembre de 2017

Cada ciudad puede ser otra, Mario Benedetti



"El amor viene, va y regresa


Y la ciudad es testigo."





Los amorosos son los que abandonan,


son los que cambian, los que olvidan.

Jaime Sabines

Cada ciudad puede ser otra
cuando el amor la transfigura
cada ciudad puede ser tantas
como amorosos la recorren

el amor pasa por los parques
casi sin verlos pero amándolos
entre la fiesta de los pájaros
y la homilía de los pinos

cada ciudad puede ser otra
cuando el amor pinta los muros
y de los rostros que atardecen
uno es el rostro del amor

y el amor viene y va y regresa
y la ciudad es el testigo
de sus abrazos y crepúsculos
de sus bonanzas y aguaceros

y si el amor se va y no vuelve
la ciudad carga con su otoño
ya que le quedan sólo el duelo
y las estatuas del amor.

Proverbio chino

No puedes evitar que el pájaro de la tristeza vuele sobre tu cabeza...pero si que anide en tu cabellera...
Proverbio chino

Bryan Ferry - I Put A Spell On You [Official]

lunes, 20 de noviembre de 2017

Miss Sarajevo Passengers | U2 and Brian Eno ft Luciano Pavarotti, Official Video

"Miss Sarajevo" es el único single del álbum Original Soundtracks 1 del proyecto "Passengers", de la banda irlandesa de rock U2 & Brian Eno. Publicada el 20 de noviembre de 1995. Fue compuesta por Bono e interpretada por él junto a Luciano Pavarotti. Esta canción también apareció en el álbum recopilatorio de U2 The Best of 1990-2000, y en la edición de DVD incluye un documental llamado Missing Sarajevo.

La canción -y el vídeoclip- tratan de un suceso ocurrido durante la Guerra de la antigua Yugoslavia, en la ciudad de Sarajevo, Bosnia-Herzegovina. Esta ciudad estaba cercada por el ejército serbobosnio desde 1992. En este conflicto morían diariamente centenares de personas. En medio del caos, algunos ciudadanos crearon un concurso de belleza, durante el cual la ganadora Inela Nogić, y el resto de participantes, posaron con una pancarta con la leyenda "Don't let them kill us" (No dejes que nos maten). El documental grabado durante el evento fue retransmitido en vivo en el espectáculo del ZooTV Tour desde Verona. En la gira de Popmart Tour, Sarajevo fue uno de los conciertos.

La anécdota en la que se basa “Mis Sarajevo” ocurrió durante la guerra de los Balcanes, en los primeros años noventa. La ciudad de Sarajevo, capital de la Bosnia musulmana entonces recientemente independizada, fue sitiada durante tres años por los serbobosnios, ante la pasividad cuando no la indiferencia de la comunidad político-diplomática internacional. Sin embargo, las imágenes que generó aquel cerco salvaje dieron la vuelta al mundo y convulsionaron a millones de personas, incrédulas ante el espectáculo carnicero que se estaba desarrollando en el centro de la civilizada y democrática Europa.
La fuerte sensibilización de la opinión pública internacional acerca de los padecimientos de los sitiados, allanó el camino al esfuerzo propagandístico a nivel mundial del gobierno bosnio-musulmán, cuyos dirigentes –en el fondo, tan criminales como los serbo-bosnios o los croatas-, reclamaban en exclusiva para su causa el papel de víctimas de la tragedia desencadenada tras la voladura de Yugoslavia como Estado, y decían representar la modernidad y el pluralismo europeos en materia política y cultural frente a la barbarie sectaria y fascista que supuestamente encarnaban los serbios, especialmente los serbobosnios.
En el momento en que comenzó a filtrarse en algunos medios informativos –pocos- que entre los nacionalistas bosnio-musulmanes ganaban peso los islamistas y que combatientes islamistas fanáticos provenientes de Afganistán y de otros países árabes estaban incorporándose al ejército bosnio-musulmán, el gobierno de Sarajevo concibió una acción propagandística que debía contribuir a relanzar su imagen internacional como entidad pluralista, laica y tolerante.
La acción consistió en la convocatoria de un concurso de belleza, que debería designar por primera vez una Miss Sarajevo. Alrededor del evento se realizó un extraordinario esfuerzo difusor impulsado por diversos gobiernos europeos, en el que entre otros medios públicos y privados participó directamente la organización televisiva europea Eurovisión, que se encargó de retransmitir el certamen a todo el mundo.
La mayoría de las muchachas que participaron en el concurso mostraban en su físico las huellas de dos años de privaciones causadas por el cerco a su ciudad. Un desfile de adolescentes malnutridas en traje de baño se paseó ante las cámaras de televisión, en una ceremonia esperpéntica que dejaba en mantillas cuanto se había visto anteriormente en materia de concursos de belleza. De la chica que ganó, una cría de 17 años, recuerdo el modo en que se le marcaban las costillas como consecuencia de la deficiente alimentación.
La ironía suprema radicó en el premio conque el gobierno bosnio obsequió a la ganadora: un viaje de peregrinación a La Meca.
Esa incongruencia, esa suprema contradicción, ese disparate surrealista en suma, es lo que cuenta “Miss Sarajevo”, canción original de U2 pero cuya mejor versión fue grabada por George Michael, artista británico de origen griego, en su extraordinario disco “Songs from the last century”.
Is there time to turn to Mecca
Is there time to be a beauty queen
Dice la canción, y también:
Here she comes, heads turn around
Here she comes, to take her crown.
Y, en fin, concluye:
Here she comes, beauty plays the clown
Here she comes, surreal in her crown.
Efectivamente, surrealista fue su corona…
Hay quién dice que Miss Sarajevo fue victima del fuego cruzado en uno de tantos combates callejeros de aquella Bosnia Carnicera…
Miss Sarajevo (Miss Sarajevo)
– Con Luciano Pavarotti –
Is there a time for keeping your distance
A time to turn your eyes away
Is there a time for keeping your head down
For getting on with the day
Is there a time for kohl and lipstick
A time for cutting hair
Is there a time for high street shopping
To find the right dress to wear
Here she comes, heads turn around
Here she comes, to take her crown
Is there a time to run for cover
A time for kiss and tell
Is there a time for different colors
Different names you find it
hard to spell
Is there a time for first communion
A time for East 17
Is there a time to turn to Mecca
Is there a time to be a beauty queen
Here she comes, beauty plays the clown
Here she comes, surreal in her crown
Dici che il fiume
Trova la via al mare
E come il fiume
Giungerai a me
Oltre i confini
E le terre assetate
Dici che come fiume
Come fiume
L’amore giunger
L’amore
E non so pi pregare
E nell’amore non so pi sperare
E quell’amore non so pi aspettare
Is there a time for tying ribbons
A time for Christmas trees
Is there a time for laying tables
And the night is set to freeze.
Traducción
Hay un tiempo para mantener las distancias,
un tiempo para volver los ojos.
Hay un tiempo para mantener la cabeza gacha
para pasar bien el día.
Hay un tiempo para el maquillaje y el pintalabios
Un tiempo para cortarse el pelo.
Hay un tiempo para ir de compras al centro
para encontrar el vestido apropiado que llevar.
Ahí viene ella, las cabezas se giran.
Ahí viene ella, para recoger su corona.
Hay un tiempo para las portadas.
Un tiempo para besar y hablar.
Hay un tiempo para diferentes colores,
diferentes nombres que encuentras
difíciles de pronunciar.
Hay un tiempo para la primera comunión,
un tiempo para East 17.
Hay un tiempo para volverse a la Meca.
Hay un tiempo para ser una reina de la belleza.
Ahí viene ella, la belleza hace el ridículo.
Ahí viene ella, surreal con su corona.
Dices que el río
encuentra el camino hacia el mar.
Y como el río
tu vendrás a mí
mas allá de las fronteras
y las tierras sedientas.
Dices que como el río,
como el río,
el amor vendrá,
el amor.
Y ya no puedo rezar más.
Y ya no puedo esperar más el amor
Y ya no puedo esperar más al amor
Hay un tiempo para atar cintas,
un tiempo para árboles de Navidad.
Hay un tiempo para poner la mesa.
Y la noche empieza a helarse.

David Gilmour - One Of These Days (Live at Pompeii 2016)

domingo, 19 de noviembre de 2017

EL RECADO, Elena Poniatowska

Elena Poniatowska
EL RECADO
Vine Martín, y no estás. Me he sentado en el peldaño de tu casa, recargada en tu puerta y pienso que en algún lugar de la ciudad, por una onda que cruza el aire, debes intuir que aquí estoy. Es este tu pedacito de jardín; tu mimosa se inclina hacia afuera y los niños al pasar le arranzan las ramas más accesibles... En la tierra, sembradas alrededor del muro, muy rectilíneas y serias veo unas flores que tienen hojas como espadas. Son azul marino, parecen soldados. Son muy graves, muy honestas. Tú también eres un soldado. Marchas por la vida, uno, dos, uno, dos... Todo tu jardín es sólido, es como tú, tiene una reciedumbre que inspira confianza.
    Aquí estoy contra el muro de tu casa, así como estoy a veces contra el muro de tu espalda. El sol da también contra el vidrio de tus ventanas y poco a poco se debilita porque ya es tarde. El cielo enrojecido ha calentado tu madreselva y su olor se vuelve aún más penetrante. Es el atardecer. El día va a decaer. Tu vecina pasa. No sé si me habrá visto. Va a regar su pedazo de jardín. Recuerdo que ella te trae una sopa cuando estás enfermo y que su hija te pone inyecciones... Pienso en ti muy despacio, com si te dibujara dentro de mí y quedaras allí grabado. Quisiera tener la certeza de que te voy a ver mañana y pasado mañana y siempre en una cadena ininterrumpida de días; que podré mirarte lentamente aunque ya me sé cada rinconcito de tu rostro; que nada entre nosotros ha sido provisional o un accidente.
    Estoy inclinada ante una hoja de papel y te escribo todo esto y pienso que ahora, en alguna cuadra donde camines apresurado, decidido como sueles hacerlo, en alguna de esas calles por donde te imagino siempre: Donceles y Cinco de Febrero o Venustiano Carranza, en alguna de esas banquetas grises y monocordes rotas sólo por el remolino de gente que va a tomar el camión, has de saber dentro de tí que te espero. Vine nada más a decirte que te quiero y como no estás te lo escribo. Ya casi no puedo escribir porque ya se fue el sol y no sé bien a bien lo que te pongo. Afuera pasan más niños, corriendo. Y una señora con una olla advierte irritada: "No me sacudas la mano porque voy a tirar la leche..." Y dejo este lápiz, Martín, y dejo la hoja rayada y dejo que mis brazos cuelguen inútilmente a lo largo de mi cuerpo y te espero. Pienso que te hubiera querido abrazar. A veces quisiera ser más vieja porque la juventud lleva en sí, la imperiosa, la implacable necesidad de relacionarlo todo con el amor.
    Ladra un perro; ladra agresivamente. Creo que es hora de irme. Dentro de poco vendrá la vecina a prender la luz de tu casa; ella tiene llave y encenderá el foco de la recámara que da hacia afuera porque en esta colonia asaltan mucho, roban mucho. A los pobres les roban mucho; los pobres se roban entre sí... Sabes, desde mi infancia me he sentado así a esperar, siempre fui dócil, porque te esperaba. Sé que todas las mujeres aguardan. Aguardan la vida futura, todas esas imágenes forjadas en la soledad, todo ese bosque que camina hacia ellas; toda esa inmensa promesa que es el hombre; una granada que de pronto se abre y muestra sus granos rojos, lustrosos; una granada como una boca pulposa de mil gajos. Más tarde esas horas vividas en la imaginación, hechas horas reales, tendrán que cobrar peso y tamaño y crudeza. Todos estamos --oh mi amor-- tan llenos de retratos interiores, tan llenos de paisajes no vividos.
    Ha caído la noche y ya ycasi no veo lo que estoy borroneando en la hoja rayada. Ya no percibo las letras. Allí donde no le entiendas en los espacios blancos, en los huecos, pon: "Te quiero..." No sé si voy a echar esta hoja debajo de la puerta, no sé. Me has dado un tal respeto de ti mismo... Quizá ahora que me vaya, sólo pase a pedirle a la vecina que te dé el recado: que te diga que vine.

Maná - Amor Clandestino (Video Oficial)





Y te sueño piel con piel 

ahogado en besos y tus risas amor 

y me hundo en el calor 

que hay en tus mundos en tu Mar, 

llorando en silencio, temblando tu ausencia, 

rogandole al cielo y finjiendo estar muy bien 

Eres inevitable amor
Casi como respirar,
Casi como respirar.

Llegué a tus playas impuntual
Pero no me rendiré:
Soy tu amor clandestino,
Soy el viento sin destino
Que se cuela en tu faldas mi amor,
Un soñador, un clandestino
Que se juega hasta la vida mi amor,
Clandestino. Amada, amada amor.

No, no no no

Mi amor clandestino en el silencio, el dolor
Se nos cae todo el cielo de esperar.
Inevitable casi como respirar
Se nos cae todo el cielo
De tanto esperar.
Clandestino.

El universo conspiró inevitable corazón,
Clandestino eterno amor.

Pero me duele no gritar tu nombre en toda libertad,
Bajo sospecha hay que callar.

Y te sueño piel con piel,
Ahogado en besos y tus risas amor.
Y me hundo en el calor
Que hay en tus muslos, en tu mar,
Llorando en silencio, temblando tu ausencia,
Rogándole al cielo y finjiendo estar muy bien.

No, no no no

Mi amor clandestino en el silencio, el dolor
Se nos cae todo el cielo de tanto esperar.
Inevitable caasi como respirar,
Se nos cae todo el cielo
De tanto esperar.
Clandestino.

No te engañes más, ya no te mientas,
Si aire ya pasó, ya pasó.
Y verdad ya no tengas miedo,
Sólo tu mantienes mi respiración.

Hace tanto que yo esperaba al viento, amor.
Cae el llanto del cielo de esperar.
Hace tanto que yo esperé tu luz, amor.
Ay amor, ay amor, ¡Ay amor!

Se nos cae todo el cielo,
Se nos cae todo el cielo de tanto esperar.
Mi amor ya no te engañes,
No te mientas corazón
Se nos cae todo el cielo,
Entiéndelo amor.

sábado, 18 de noviembre de 2017

Mario Benedetti

"Aprender que hay personas que te ofrecen las estrellas y otras que te llevan a ellas – Esa es la diferencia entre quien quiere y quien ama."

VIVA LA VIDA (Coldplay) en VIOLIN ELECTRICO!!.. con frases motivacional...

3 Canciones inspiradas en libros -cuarta parte-

SIRENS OF TITAN
Al Stewart

En el directo 'Time passages live' de 1978, el cantautor folk-rock despierta aplausos y algún "¡yeah!" cuando menciona como inspiración del siguiente tema al escritor posmoderno Kurt Vonnegut. Los 70 fueron claramente otros tiempos. En su canción basada en 'Las sirenas de Titán', muchos versos son extractos literales del libro, incluyendo el estribillo: "Fui víctima de una serie de accidentes, como todos nosotros".





WUTHERING HEIGHTS
Kate Bush

Acabó como música de anuncio de colonia y convertida en clásico de las emisoras 'remember', pero en su momento, EMI dudó de lanzar esta canción como single porque creía que las emisoras la considerarían rara. Es rara pero bella. Bella y dramática como 'Cumbres borrascosas', única novela de Emily Brontë, con la que Bush comparte cumpleaños: 30 de julio. Almas gemelas con casi siglo y medio de separación.



LAS BATALLAS
Café Tacvba

En su debut de 1992, el grupo mexicano cultivaba sobre todo letras de ingeniosa ligereza, pero la inspiración de 'Las batallas' es cosa seria: 'Las batallas en el desierto', obra clave de José Emilio Pacheco, Premio Cervantes en el 2009. El autor, que nunca llegó a conocer a la banda, estaba muy agradecido porque sin la canción habrían sido muchos menos los lectores de esta novela sobre la mexicanidad.

viernes, 17 de noviembre de 2017

Liam Gallagher - Wall Of Glass (Official Video)

Frida Kahlo

Amurallar el propio sufrimiento es arriesgarte a que te devore desde el interior.

Frida Kahlo

José Manuel Martínez Sánchez, Instante descubierto

Instante descubierto

El buen caminante no deja huella tras de sí.
Tao Te King


Casi un segundo para ver cuán despierto está el mundo,
este mundo que vengo soñando día tras día
entre neblinas y apuros del tiempo.

No me paré a observar
la aislada melodía que resuena en sus adentros,
el susurro del aire tocando un incierto presente
o la paz de los almendros junto al riachuelo de nieve.

Pero hoy, entre mis manos perplejas, en ojos nuevos,
todo recobra un color nunca visto antes.

Es el presente, es el mundo insólito
agitando mi vientre, mis penumbras,
mis soledades difusas, la honda preocupación
del instante.

Todo, hoy, se ha vaciado en la espaciosidad
de este universo múltiple que se expande
al eco sin límite de sus potencias.

En silencio incontestable, de rubor primero,
con mis pasos doy señal al olvido
y todo se borra y es inútil el presagio,
pero no el asombro.

Soy un habitante de la incertidumbre
cuyas lágrimas rocían la emoción de ser vivo,
desprovisto de equipaje y de amor fulminado
por este instante descubierto que es toda mi existencia
y mi único futuro.

Dulce es la calma del no-saber.